Cincuenta millones de euros. Es la más que interesante cantidad con la que nace el nuevo fondo de K Fund, al frente de cuya gestión destacan  figuras de la talla de Iñaki Arrola (Coches.com, Vitamina K),  Carina Szpilka (ING Direct) o Ian Noel (Bonsai Venture Capital). El objetivo del nuevo fondo, que tendrá su centro de operaciones en Madrid, no es otro que aportar valor a startups y empresas tecnológicas para ayudarlas a escalar y crear grandes firmas que puedan operan a nivel global.

Los recursos y el know-how de los expertos de K Fund, estará disponible tanto para empresas españolas, como para las de otros países que tengan un proyecto con fuertes vínculos con el mercado español. Entre las áreas prioritarias de inversión se encuentran fintech, marketing adtech, logística, educación, big data o seguridad, poniendo foco en el los desarrollos SaaS y en el mundo mobile.

relaciones

Al poner en marcha el nuevo fondo, Iñaki Arrola, para muchos el gran impulsor del proyecto afirmaba lo siguiente: “Desde que empecé a invertir en compañías, he intentado ayudar todo lo que he podido, de la misma forma que me hubiera gustado recibir ayuda hace muchos años, cuando fundé mi propia compañía. Este es el principal motivo por el que nace K Fund. Un fondo que tiene la ambición de ayudar a los emprendedores en cualquier cosa que pueda necesitar en sus primeras etapas, que normalmente son las más duras para una compañía”.

Hasta ahora la actividad de K Fund se ha materializado en la inversión en tres compañías (Salupro, Lucera and Hooks), pero como han declarado sus integrantes, su nuevo objetivo es construir un portfolio estable de entre 20 y 25 compañías invertidas.

Nunca antes había habido tanto interés por invertir en el sector emprendedor español. La nueva apuesta de K Fund sucede en pocas semanas al lanzamiento del nuevo fondo de Kibo Ventures, del que ya os contamos que tenía como objetivo invertir nada menos que 100 millones en el sector.

Un artículo escrito por Rodolfo de Juana