Las entidades financieras más importantes de España han unido sus fuerzas para diseñar Bizum, aplicación de pagos móviles universal con la que quieren quitar clientes a los servicios de las fintech.

“La iniciativa de innovación digital de la banca para atender las nuevas necesidades de sus clientes”. Bajo este lema se presenta Bizum, la aplicación de pagos móviles universal para todos los clientes de la banca española, y con la que ésta quiere hacer frente a las soluciones fintech y a servicios comoSamsung Pay, Apple Pay, Android Pay.

Aunque muchas entidades ya tenían su propia app móvil para pagos entre usuarios o pagos en comercios con el móvil, éstas eran de uso exclusivo entre los clientes de cada entidad. Lo que hacía que proliferasen muchas plataformas de pago similares.

De ahí que lancen conjuntamente Bizum, como plataforma de pago móvil universal.

Como se detalla en la web de la aplicación, es un sistema de pago pensado para todos los clientes que funciona de una cuenta bancaria a otra y que estáintegrado en la app de cada banco.

Los usuarios podrán enviar o solicitar dinero entre particulares, sin necesidad de conocer su número de cuenta, simplemente introduciendo el número de móvil del destinatario, seleccionándolo en la agenda o introduciendo una dirección de email. Además, se puede vincular más de un móvil e incluso varios emails a una misma cuenta.

euro

Detrás de Bizum se encuentran 27 entidades financieras de nuestro país, entras la que están CaixaBank, BBVA, Santander, Sabadell, Bankia, Popular, o Evo Banco. Entre todas han invertido 100 millones de euros para el desarrollo del proyecto, siendo Caixabank el accionista mayoritario, seguido de BBVA y Santander, entre otros.

Uno que de momento se ha desmarcado de esta iniciativa es ING Direct, que por su cuenta también está apostando por soluciones financieras móviles como Twip.

A lo largo de estos meses, los bancos van a comunicar a sus clientes el lanzamiento de Bizum, y aunque estaba previsto que viera la luz a finales de septiembre, es posible que vaya activándose progresivamente en las distintas entidades participantes desde este mes y hasta principios de 2017.

La presión de las fintech, que amenazaban con ocupar un aparte del negocio de las entidades financieras, han hecho reaccionar a todo el sistema financiero español, que espera con esta plataforma darle un buen mordisco al mercado y llevarse el 30% de los clientes.

Escrito por Lara Olmo