23 millones de dólares ha obtenido como ganancia eBay en el segundo semestre de 2017, un 93,8% menos que en el mismo periodo de 2016. ¿El motivo? La compañía se ha visto perjudicada por una provisión de impuestos sobre la renta de 266,4 millones de euros y eso ha repercutido de manera importante en la cuenta de resultados del gigante del comercio electrónico.

La cifra de negocio de la firma entre los meses de abril y junio se situó en 1.994 millones de euros, un 4,4% más que en el segundo trimestre del año pasado. El volumen bruto de mercancías entregadas por eBay ha sido de 18.420 millones de euros, un 3% más que en el mismo trimestre de 2016.

Respecto a los seis primeros meses de este 2017, el beneficio neto de la compañía se situó en 909,9 millones de euros, lo que supone un aumento del 15,8%. La facturación se incrementó un 4,07% en el primer semestre de 2017. Finalmente ha alcanzado la cifra de 3.892 millones de euros. Todo ello permite a Devin Wenig, consejero delegado de eBay, apuntar que los resultados de esos seis primeros meses de este ejercicio sean “fuertes y en línea con el crecimiento del mercado”. El grupo “ha realizado mejoras significativas con el objetivo de modernizar la plataforma, añadiendo valor para el cliente y creando un catálogo de productos muy diverso”.

En julio de 2017, el consejo de administración de la firma autorizó un programa de recomerá de acciones. Este, por valor de 2.570 millones de euros, no tiene vencimiento desde la fecha de autorización y el objetivo último es reducir el número de acciones en circulación.

eBay prevé que la firma consiga unos ingresos netos de 7.968 millones de euros y 8.139 millones de euros. Se ha producido unas ganancias por acción que oscilarán en una horquilla entre 1,65 y 1,75 dólares.

Un artículo escrito por María Sanchez