La Comunidad de Madrid se presenta como un destino atractivo para empresas del Brexit. En la capital se está desarrollando el proyecto urbanístico de Valdebebas, que pone sobre la mesa más de un millón de metros cuadrados de suelo disponible para acoger negocios. Según un informe de PwC, la urbe es una candidata con alto potencial como alternativa a Londres. En este se recogen los potenciales impactos económicos que tendría para España el atraer a enseñas de Reino Unido.

El director de Strategy&, la consultora estratégica de PwC, Jordi Esteve, considera que el Brexit es una “mala noticia” para nuestro país. En su opinión, esto puede afectar de manera negativa a las firmas españolas con inversiones en tierras inglesas, al turismo y a la balanza comercial. Al otro lado de la balanza están las oportunidades que va a generar para el país en su conjunto y para “Madrid en concreto”, reseña.

La Península Ibérica no figura entre los destinos favoritos para que se asienten las compañías que decidan dejar Reino Unido. Por delante se encuentran Alemania, Francia, Irlanda, Frankfut, Dublín y Reino Unido, entre otros. Para que España escale puestos es importante la “implicación tanto del sector público como del privado”.

Esteve considera que es más que probable que haya cierta dispersión de empresas hacia varias regiones de Europa y ciudades del continente. En el caso de nuestro país, considera que hay dos escenarios posibles. Uno de ellos, con un impacto potencial en el PIB de 1.300 millones de euros, que supondría la generación de 4.500 empleos directos. Otra situación que podría darse sería que España atrajera y superara a Alemania como país más atractivo. En ese caso el PIB podría incrementarse hasta alcanzar los 3.600 millones y se generarían 13.900 empleos indirectos.

Los principales sectores beneficiarios podrían ser los de I+D+i, servicios inmobiliarios y financieros. Es decir, “actividades con alto valor añadido, una razón más para apostar por el Brexit”, concluye el director de Strategy&.

Via: Muy Pymes