Telesecretarias

Cómo definir una cultura de trabajo a distancia

Las necesidades organizacionales de las empresas, unido a la deslocalización y las nuevas formas de relación laboral, obliga a contemplar con más interés la gestión de equipos remotos o virtuales.

Esta cultura de trabajo a distancia se enfrenta a un dilema esencial ¿cómo los gerentes se mantienen sincronizados con lo que hacen sus equipos cuando no pueden verlos?.

Aunque es importante definir objetivos claros desde el principio, debes permitir que los equipos remotos decidan cuáles son los mejores caminos para alcanzar esos objetivos.

En lugar de dictar cada tarea específica, proporcionales una visión para trabajar. Deja que se sientan responsables mutuamente y pídeles que se asignen objetivos diarios y proporcionen informes semanales.

Este nivel de responsabilidad ayuda a los trabajadores remotos a aprender en el trabajo y a mantenerse motivados. Sin embargo, es imprscindible responsabilizar a personas específicas para asegurarte de que las tareas se cumplan a tiempo.

Para seguir el avance del proyecto y su progreso son de gran utilidad herramientas de gestión de proyectos como Asana, Basecamp o JIRA, y no olvides reservarte tiempo cada semana para tener una reunión para evaluar el rendimiento del equipo.

Via: Pymes y Autónomos

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: