Claves para tu independencia financiera | Teletrabaja.me
>>>>Cargando... ESPERE>>>>>
Ingresos en linea

Claves para tu independencia financiera

Seguramente sepas que el amor es la mayor fuerza del universo. Al menos, eso creía Albert Einstein, que de poderíos cósmicos sabía un rato.

Pero, ¿a que no sabes cuál es la segunda fuerza más poderosa del mundo…? Pues, según Martín Huete, experto en inteligencia financiera, es la inversión con interés compuesto. Si hay alguien que sepa cómo has de invertir tu dinero para conseguir la ansiada independencia financiera, ese es Martín.

Pero antes de que le des al PLAY, déjanos que te hagamos una pregunta: ¿te gustaría ser millonario para cuando alcances la edad de jubilación? Y tú dirás: “¡Menuda pregunta!”, ¿verdad?, ¿y a quién no…? En realidad, la pregunta que queríamos hacerte es la siguiente: ¿te gustaría conocer un sistema para conseguirlo comenzando a ahorrar desde YA? Y ojo con lo que vayas a responder, porque si hemos escrito YA con mayúsculas no ha sido por error.

Si tu respuesta sigue siendo positiva, ahora sí, dale al PLAY para descubrir junto a Martín Huete uno de los conceptos más poderosos en finanzas: el interés compuesto. Así es como se denomina la segunda fuerza más poderosa del universo, la que permite a una persona que empieza ahorrar desde joven jubilarse siendo millonario. Esto que suena como a cuento chino, no tiene más misterio que comprender el razonamiento que nos explica Martín en este vídeo. Y que él define de esta manera tan sencilla:

“El interés compuesto, o interés sobre el interés, no es más que el beneficio que obtiene el inversor cuando al capital inicial se le suman, período a período, los intereses que se van produciendo. De esta forma, al acumularse el capital original y los intereses que se generan, aumenta poco a poco la base sobre la que se irán generando cada vez nuevos intereses, multiplicándose así el dinero de forma exponencial”.

A través de este gráfico facilitado por el propio Martín Huete, se muestra cómo funciona exactamente el interés compuesto, siendo éste de un 5% anual.

Lógicamente, como el propio Martín apunta, este efecto es aún más potente cuanto mayor sea el horizonte temporal de la inversión, ya que la cantidad de interés que se reinvierte cada año aumenta conforme el paso del tiempo, incrementándose exponencialmente la ganancia que obtendrá el inversor cuando decida capitalizar su inversión.

Para que lo veas con mayor claridad, Martín nos proporciona un segundo gráfico en el que podemos comprobar cuál sería la evolución de la inversión de una persona que empezase a ahorrar con 25 años, invirtiendo 1.000 euros al principio y aportando cada mes 50, con un interés anual compuesto también del 5%.

¿Entiendes ahora por qué es tan importante que empieces a invertir de manera constante y cuanto antes…?

¿Todavía tienes dudas…? Pues no te quedes con ellas. ¡Pregúntanos!

El Equipo del Instituto Pensamiento Positivo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.