>>>>Cargando... ESPERE>>>>>
Divisas y Monedas

Coinbase cierra la cuenta de la tienda de WikiLeaks

El portal de filtraciones fundado por Julian Assange podrá seguir aceptando bitcoins, pero no cambiarlo por dinero de curso legal. Coinbase se ha negado a comentar el caso, pero sí ha señalado a Wikileaks que la razón que estaría detrás es el incumplimiento de una normativa estadounidense contra el lavado de dinero.

WikiLeaks ha tenido una mala semana: este sábado denunciaba que la plataforma de intercambio de criptodivisas Coinbase le había notificado el cierre de la cuenta de la WikiLeaks Shop por violar los términos del servicio. Más concretamente, por incumplir los “mecanismos de cumplimiento normativo” de la ‘Red de cumplimiento de delitos financieros de los Estados Unidos’, un requisito legal el dicho país diseñado con el objetivo de evitar el lavado de dinero. Coinbase no ha dado razones más concretas para justificar su decisión, pues mantiene una política de no comentar casos específicos. En cualquier caso, los términos y condiciones del servicio establecen que Coinbase puede rescindir cuentas según su propio criterio.

Esta decisión no impedirá, sin embargo, que los internautas sigan comprando en la tienda de WikiLeaks (en la que vende merchandising en forma de, fundamentalmente, camisetas, sudaderas, pósters, tazas y alfombrillas de ratón), pues sigue existiendo la opción del pago con tarjeta. De hecho, ni siquiera impedirá a WikiLeaks aceptar criptodivisas, tan sólo cambiarlas por dinero de curso legal, al menos mientras no encuentre una alternativa al servicio prestado por Coinbase. El portal de filtraciones, por ahora, ha reaccionado llamando a un “boicot global” a Coinbase, a quien acusa de haber tomado esta decisión como respuesta a “una influencia oculta”.

Andreas M. Antonopoulos, autor experto en criptodivisas, se hacía eco de la noticia en su cuenta de Twitter afirmando que “hemos cerrado el círculo: mucha gente empezó a interesarse en Bitcoin cuando WikiLeaks apostó por él tras el embargo extrajudicial sufrido a manos de Paypal, VISA, Mastercard y los bancos… ahora Coinbase ha repetido la historia. Ops”. Efectivamente, todo esto es irónico: la apuesta inicial por la criptomoneda vino motivada por la búsqueda de independencia con respecto a intereses corporativos y presiones legales, pero esa premisa no parece haberse cumplido para los de Julian Assange.

Vía | The Verge

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir a la barra de herramientas